Log in

El Juez Salvador Alba: una doble confusión y el desorden.

SB-Niús.- "Me suena José Manuel Soria, pero sólo porque su nombre aparecía continuamente en la prensa, era ministro o algo así ¿no?" Así respondió el Juez Salvador Alba al reportero de SB-Niús.

Preguntado si con su entrevista privada con Miguel Ángel Ramírez pretendía crear pruebas contra la Jueza Rosell manifestó "En cuanto a la podemita, no sé quién es, sólo que llevaba antes este juzgado y lo tenía todo desordenado". "No me suena Miguel Ángel Ramírez, es un nombre muy corriente, pero si se refiere al que pidió insistentemente hablar espontaneamnte conmigo el otro día, parecía un tipo muy simpático y muy bromista".

Para el Magistrado Salvador Alba, "todo esto es una tremenda confusión, se están haciendo un lío con las fechas, las presuntas entrevistas y han sacado todo de contexto, hasta mis presuntas prevaricaciones, fíjese usted".

Preguntado acerca de su intención de poner en marcha la maquinaria contra Victoria Rosell, respondió... "Usted está sacando todo de contexto, todo está sacado de contexto desde el primer minuto. Yo confundí al tal Ramìrez -al mismo tiempo- con el técnico del aire acondicionado y con el informático del programa Atlante, fue una confusión doble. La culpa es de la podemita porque dejó todo desordenado y me estreso mucho con el desorden. Con lo de poner la maquinaria me refería a que pusiera en marcha el aire acondicionado para que oyese el ruido que hacía. Y también a que pusiera mi ordenador en marcha para que viese el error que daba al entrar en el programa Atlante, ya le dije que fue una doble confusión".

Preguntado acerca de quien tiene interés por perjudicar a Carlos Sosa y a Victoria Rosell respondió.. "Me encanta la pintura de Gustavo Díaz Sosa, no sé por qué cree usted que tengo algo contra él ¿Cómo? ¿Que es Carlos en vez de Gustavo? ¿ve? ¿Se da cuenta? Otra confusión, si es que con este desorden... ¡merde! ya me manché otra vez las puñetas ¿lo ve?... Y el Carlos Sosa ése ¿También pinta?".

Queda pues aclarado que todo se debió a una doble confusión, causada por el desorden de la Jueza Rosell.