Log in
Sin imágenes

Continúan la lucha contra el incendio de Garafía actuando en los puntos calientes para consolidar su perímetro

Tras una noche dura de trabajo contra el incendio, los responsables de la extinción afirman que la jornada del domingo es fundamental para atajar los puntos calientes y tratar de contenerlo.

Ángel Víctor Torres afirmó que “Si todo avanza como está previsto no vamos a tener un gran incendio forestal en Garafía”.

La pasada noche el incendio se saltó en el frente de Lomo de las Palomas por la costa, aunque la estrategia de ataque de los servicios forestales dio resultado de tal manera que este domingo esa zona se encuentra estabilizada.

El otro punto preocupante está en la zona de Llano Negro, donde en estos momentos no hay llamas  pero sí existe en la zona mucho humo y puntos calientes que hay que enfriar para evitar "sustos" y reactivaciones.

El incendio que se originó sobre las 18.20 horas de este viernes en la zona de La Catela, dentro del municipio de Garafía (La Palma), se encuentra actualmente en fase de consolidación de su perímetro, que se mantiene entre 16 y 17 kilómetros y ocupa una superficie que ronda las 1.200 hectáreas. Asimismo, el terreno quemado está entre 300 y 400 hectáreas de pinar, pastizal y matorral, además de alguna vivienda afectada sin que haya lamentar pérdidas humanas o animales.

Así lo ha indicado el presidente de Canarias, Ángel Víctor Torres, durante una comparecencia a las 11.00 horas para informar de la evolución del fuego y de la situación actual que contó con la participación del consejero de Administraciones Públicas, Justicia y Seguridad, Julio Pérez; del presidente del Cabildo, Mariano Hernández Zapata; del director técnico de Extinción del Gobierno de Canarias, Jorge Parra; y del delegado del Gobierno en Canarias, Anselmo Pestana.

En cuanto a los operativos que están trabajando en la zona son 11 aeronaves y unos 400 operarios.  Sin embargo, las condiciones meteorológicas siguen siendo adversas, con altas temperaturas, humedad baja y vientos más fuertes que el sábado, por lo que el Presidente del Gobierno advirtió que queda un trabajo duro y hay que estar alerta para que no se descontrole.

Las personas evacuadas aún no pueden regresar a sus casas y se hace un llamamiento para que los vecinos cumplan las órdenes de la autoridad para evitar mayores daños.

Ángel Víctor Torres afirmó que “Si todo avanza como está previsto no vamos a tener un gran incendio forestal en Garafía”.