Log in
Sin imágenes

Canarias es una de las 4 comunidades con superávit hasta octubre, de casi un punto del PIB

Canarias es una de las cuatro comunidades autónomas con superávit en sus cuentas hasta octubre de este año, del 0,87 por ciento de su Producto Interior Bruto (PIB), según los datos publicados este lunes por el Ministerio de Hacienda.

Junto a Canarias se encuentran únicamente Navarra (+1,16%), País Vasco (+0,9%) y La Rioja (+0,02%). El resto de regiones sufren déficit en sus cuentas públicas que, en su conjunto, suponen 4.428 millones de euros en los diez primeros meses del año, el 0,35% del PIB, frente al superávit de 1.632 millones del año pasado, cuando supuso el 0,14% del PIB.

El déficit del resto quedó de la siguiente forma: Andalucía (déficit del 0,39% del PIB), Aragón (0,79%), Asturias (0,14%), Baleares (0,12%), Cantabria (0,73%), Castilla-La Mancha (-1,42%), Castilla y León (-0,88%), Cataluña (0,28%), Extremadura (1,24%), Galicia (0,54%), Comunidad de Madrid (0,18%), Murcia (1,29%) y Comunidad Valenciana (1,17%).

El déficit del Estado se redujo un 6,2% en los once primeros meses del año, hasta los 10.987 millones de euros, lo que supone el 0,88% del PIB, frente al 0,97% del mismo periodo del año pasado, si bien el déficit del conjunto de administraciones públicas, excluyendo las corporaciones locales, subió un 35% entre enero y octubre, hasta los 17.577 millones de euros, el 1,41% del PIB.

El déficit del conjunto de las administraciones públicas, incluyendo la Administración local, creció un 26% hasta septiembre y se situó en 18.386 millones de euros, equivalente al 1,47% del PIB, frente al 1,21% del PIB del mismo periodo del año pasado.

En los tres primeros trimestres los ingresos crecieron un 2% y los gastos un 4,3%, si bien Hacienda matiza que hay que tener en cuenta que los datos se han visto afectado por la no aprobación de los Presupuestos de 2019, y que no se incluye todavía el impacto de la liquidación definitiva de la participación de las entidades locales en los tributos del Estado, correspondientes al año 2017.

De esta forma, el déficit público se situó en el 1,47% del PIB hasta septiembre, tras conocerse el saldo de las corporaciones locales, cuyo superávit disminuyó un 30,6%, hasta 2.541 millones, equivalentes al 0,2% del PIB.

En todo caso, hasta octubre, el déficit del conjunto de las administraciones públicas, excluyendo las corporaciones locales, ha subido un 35%, quedando en 17.577 millones, el 1,41% del PIB, superior al 1,08% del PIB del mismo periodo del año pasado. Eso sí, se sitúa por debajo del objetivo del 2% marcado para el conjunto del ejercicio.

A su vez, los Fondos de la Seguridad Social alcanzaron un déficit del 0,47% del PIB, un 0,3% inferior al registrado en el mismo periodo del ejercicio anterior, y el sistema de Seguridad Social un desajuste de 7.346 millones (0,59% del PIB), lo que supone una reducción interanual del 2,2%.

En cuanto al déficit del Estado, ha pasado de los 11.709 millones de euros en los once primeros meses del año de 2018 a los 10.987 millones de euros este año, lo que equivale al 0,88% del PIB. Este porcentaje supone casi cuatro décimas más que el objetivo de déficit del 0,5% marcado por el Gobierno para el Estado este año, aunque se registra un superávit primario del 0,94%.

La mejora en el déficit del Estado se debe fundamentalmente al incremento de los recursos no financieros, que crecen un 2,6%, hasta los 186.357 millones de euros, frente al aumento de un 2% de los gastos no financieros, hasta los 197.344 millones de euros. En términos de caja, los ingresos del Estado subieron entre enero y noviembre un 2,5%, hasta los 221.434 millones, y los ingresos un 1,1%, hasta 139.219 millones.

Por el lado de los ingresos, la recaudación del IRPF alcanzó los 81.519 millones de euros, un 4,7% más que en el mismo periodo del año anterior, mientras que los ingresos por el Impuesto sobre Sociedades cayeron casi un 9,9%, hasta los 19.779 millones de euros.

En la imposición indirecta, la recaudación por IVA aumentó un 3%, hasta los 68.350 millones de euros; al tiempo que los ingresos por impuestos especiales sumaron 19.734 millones de euros, lo que supone un incremento del 4,3%. Dentro de estos tributos, el impuesto del alcohol y bebidas derivadas alcanzó los 725 millones, un 3,3% menos; mientras que la recaudación por el impuesto a las labores del tabaco cedió un 0,7%, hasta los 5.984 millones.

En lo que respecta a los gastos, los referidos al personal alcanzaron los 14.971 millones de euros hasta noviembre, un 5% más, principalmente por el alza de los sueldos (+5,2%), hasta 12.499 millones, debido al aumento del 2,5% y a la equiparación salarial de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado con los cuerpos policiales autonómicos, que ha supuesto 472 millones en el periodo, 206 millones más.

Mientras, los gastos corrientes se elevaron un 33,3%, hasta los 3.428 millones de euros. De su lado, las transferencias corrientes subieron un 2,8%, hasta los 83.181 millones, y las de capital retrocedieron un 2,5%, hasta 6.178 millones.

Por último, las inversiones reales bajaron un 5,5%, hasta los 3.775 millones de euros, como consecuencia del descenso en inversión civil (-1,6%), por la caída en Fomento (-1,5%), y de la bajada en inversión en Defensa (-9,2%).