Log in
Sin imágenes

Podemos propone una Renta Ciudadana de entre 720 y 990 euros

Podemos resenta una proposición de Ley para garantizar el “derecho” subjetivo incluido en el artículo 24 del nuevo Estatuto.

Esta prestación periódica está dirigida a “situaciones de vulnerabilidad económica y a la cobertura de los gastos básicos” de las personas “con la finalidad de facilitar su inclusión social y el ejercicio efectivo de sus derechos y libertades”.
 
La líder de la formación morada asegura que “si la Ley no sale antes de mayo, será la primera que apruebe Podemos Canarias si gobernamos”
 
Garantizar una “prestación periódica dirigida a situaciones de vulnerabilidad económica y a la cobertura de los gastos básicos de las personas, familias u otros núcleos de convivencia que se encuentren en situación de pobreza con la finalidad de facilitar su inclusión social y el ejercicio efectivo de sus derechos y libertades”.

Ese es el objetivo de la proposición de Ley que crea la renta ciudadana o renta social registrada por el Grupo Parlamentario Podemos Canarias este jueves en la Cámara regional y que ha presentado la secretaria general y portavoz de la formación morada, Noemí Santana, a diversos colectivos y asociaciones sociales y sindicales con el fin de desarrollar, antes de que finalice la presente Legislatura, el “derecho” recogido en el artículo 24 del nuevo Estatuto de Autonomía.

“Nuestro Estatuto nos mandata a que lo antes posible se apruebe la Renta de Ciudadanía. El Grupo Parlamentario Podemos Canarias ha hecho sus deberes, si no se aprueba la Ley antes de que concluya la Legislatura, la responsabilidad será de otros”, ha explicado Santana.

La iniciativa deroga la Ley de 2007 que regula la Prestación Canaria de Inserción (PCI), aunque se garantiza que durante los tres primeros meses tras aprobar la Renta Ciudadana “se garantizará que los titulares de la Prestación Canaria de Inserción que tengan derecho a la renta social, en cualquiera de sus modalidades, puedan adquirir tal derecho sin que se produzca una interrupción en el cobro de las prestaciones económicas”.

Canarias más justa, más igual y con más corazón

“Queremos una Canarias más justa, más igual, y con más corazón, garantizando más a los que menos tienen”, ha asegurado Santana.

La financiación de esta renta social se hará íntegramente con cargo al Presupuesto de la Comunidad Autónoma de Canarias, y la cuantía de la prestación se establece en el 80% del salario mínimo interprofesional (SMI) para los núcleos de convivencia unipersonales; el 86% del SMI para los núcleos de convivencia de dos personas; el 94% del SMI para los de tres personas; el 100% para los de cuatro personas; el 105% para los de cinco personas y el 110% del SMI para los núcleos de convivencia de seis o más personas.

De 720 a 990 euros

De esta forma, y teniendo en cuenta que el presidente Pedro Sánchez ha asegurado que el Consejo de Ministros aprobará el 21 de diciembre subir el SMI a 900 euros, el mínimo de la Renta Ciudadana será de 720 euros y el máximo a percibir por unidad familiar de más de seis personas quedaría fijado en 990 euros.

Al respecto, Santana ha afirmado que, en contra de lo que reiteradamente afirma el presidente Fernando Clavijo, “hemos demostrado en las enmiendas que hemos presentado a los Presupuestos que hay dinero, y que es posible hacerlo”.

El texto de la ley, que consta de veintisiete artículos distribuidos en tres títulos, regula “una prestación que complementa el sistema público estatal de pensiones contributivas y no contributivas”, y en este sentido es una prestación dineraria que “se encuentra excluida de la legislación de subvenciones”.

Asimismo, es “intransferible”, de manera que no puede cederse totalmente ni parcialmente “ni ser objeto de retención o embargo, excepto en los supuestos y con los límites previstos en la legislación general del Estado que sea aplicable”.

Se articula como una prestación económica “periódica y de duración indefinida”, siempre que subsistan en el tiempo las causas que motivaron su concesión, y no está condicionada a la obligación de participar en actividades de inserción social o laboral, “sin perjuicio del derecho de las personas beneficiarias de la renta a participar en ellas”.

Para la formación morada, la aprobación de esta materia antes de las elecciones autonómicas del próximo mes de mayo posibilitará que no se retrase el marco normativo necesario que permita que “cualquier canario, independientemente del municipio donde viva, pueda beneficiarse de la prestación de la renta de la ciudadanía o renta social”.

En este sentido, la líder de la formación morada ha recordado que “lideramos todos los ranking negativos del Estado, pero sobre todo uno: somos la comunidad con mayor pobreza, y esto no puede seguir así”.

Esta nueva prestación podrá adoptar tres modalidades diferenciadas en función de la existencia o no de ingresos en el núcleo de convivencia y, en su caso, en función de la procedencia de dichos ingresos: para la inclusión y protección social, para pensionistas y complementaria de ingresos del trabajo.

Derecho subjetivo

Santana ha insistido en que la renta ciudadana “es un derecho subjetivo de todas las personas que cumplan los requisitos” previstos por el texto legislativo.

Es decir, que tengan nacionalidad española, estén empadronadas en cualquiera de los municipios de la Comunidad Autónoma con una antelación mínima de un año antes de la fecha de presentación de la solicitud; que sean mayores de 23 años; que el núcleo de convivencia no disponga de ningún ingreso económico o que los mismos sean inferiores al importe que les correspondería en concepto de renta ciudadana en cualquiera de sus modalidades; y que la persona solicitante no tenga derecho a percibir otras prestaciones públicas cuyo importe supere la de la renta social.

Adicionalmente, para tener derecho a la renta ciudadana para pensionistas, en el momento de la solicitud no se debe ocupar una plaza de un servicio residencia, de carácter social, sanitario o sociosanitario, con carácter permanente y financiada en su integridad con fondos públicos.

Santana ha recordado que cuatro de cada diez personas en Canarias se encuentra en riesgo de pobreza y exclusión social y “un 31% de nuestros abuelos y abuelas viven de pensiones que les sitúan bajo el umbral de la pobreza”.

La líder de la formación morada ha garantizado a los representantes de los colectivos que “no vamos a parar hasta lograr para nuestra tierra una solución que ya se ha puesto en práctica en 9 autonomías: una Renta que garantice unos ingresos dignos para nuestra gente.

“Es más, si no sale adelante antes de mayo, esta será la primera Ley que apruebe Podemos Canarias si gobernamos”, ha concluido.