Log in
Sin imágenes

UP se solidariza con el pueblo trabajador catalán

UNIDAD DEL PUEBLO, ante la acción criminal contra la población civil perpetrada el jueves 17 de agosto en las Ramblas de Barcelona y los hechos sucedidos en Alcanar y Cambrils, ha emitido el siguiente comunicado:

¡Solidaridad con el pueblo trabajador catalán!

1.- Manifestamos nuestra solidaridad para con todas las personas agredidas en los ataques terroristas de Barcelona y Cambrils, especialmente a las familiares de las trece asesinadas y también a los cerca de cien heridos. En estos momentos dolorosos y amargos, nuestra preocupación y buena voluntad va desde Canarias de todo corazón. ¡Animo!

2.- Unidad del Pueblo, declara su solidaridad militante con el Pueblo Trabajador Catalán, pues es él el objetivo que han querido golpear, perjudicar y herir profundamente por medio de lo sucedido. Y eso no es lo que únicamente los supuestos autores directos del atentado han querido hacer, seis de los cuales han sido matados a tiros la policía y otro más a muerto en una oscura explosión. Además de eso, muchos intereses sucios y oscuros se van a poner en movimiento en las próximas horas, días y semanas, queriendo debilitar, desviar y difuminar la lucha de liberación nacional y social del Pueblo Trabajador Catalán. Los enemigos de Catalunya intentarán aprovecharse de la ocasión con uñas y dientes para atacar al movimiento independentista y perjudicar el referéndum de autodeterminación del 1 de octubre, especialmente el nacionalismo españolista y todos sus satélites.

3.- Según la mayoría de los medios, nos encontramos ante una acción del terrorismo yihadista, el cual es la expresión armada global de la tendencia autoritaria, misógina, ultraderechista, sectaria y fascista que se ha desarrollado desde el pasado siglo en el seno del Islam bajo influencia y protección desde el mismo principio del imperialismo capitalista, la cual se conoce como “tafkirismo” entre los musulmanes revolucionarios y antiimperialistas.

4.- Cuando suceden atentados sangrientos e implacables como éstos, la lucha de clases aparece en toda su fuerza, profundidad y complejidad: son precisamente los mismos que durante largos años han promovido y fortalecido sistemáticamente en el seno del Islam las tendencias y comportamientos más fascistas los que de modo hipócrita y cínico han “condenado” esta acción terrorista: los Estados Unidos, la OTAN, Inglaterra, Francia y el resto de estados imperialistas.

5.- Tenemos que decir claramente que la fuente y origen de todas las sectas y corrientes del yihadismo y del tafkirismo son las operaciones especiales de contrainsurgencia organizadas en base a los intereses del imperialismo. Son las redes y organizaciones creadas en 1979 para luchar contra las revoluciones antiimperialistas de Irán y Afganistán las que se convirtieron en un breve lapso de tiempo en el punto de partida de lo que se bautizó más tarde como Al Qaeda.   

6.- No es la primera vez en la historia en que el imperialismo utiliza movimientos sociopolíticos terroristas contra los Pueblos Trabajadores. En el siglo XX, contra las revoluciones socialistas, impulsó el fascismo en Italia, en nacional-socialismo en Alemania y Austria, el nacional-catolicismo en España, Portugal, Polonia, Bélgica, Eslovaquia, Croacia… Todo valía contra el comunismo, hasta que los monstruos que se crearon para combatirlo agredieron, invadieron y ocuparon los estados parlamentarios liberales hegemónicos.

7.- Se oyen tambores de guerra en todo el mundo, desde Corea a Venezuela. En estos mismo momentos se están desarrollando invasiones e intervenciones imperialistas en Siria, Yemen, Libia, Ucrania, Irak, Afganistán, Centroáfrica, Pakistán, Sudan, Somalia, Nigeria, Congo… La burguesía quiere hacer creer al Pueblo que éste tiene necesidad de sus fuerzas policiales y militares para vivir en paz. Pero ésta es la verdad amarga: el capitalismo necesita de la guerra permanente para mantener y prolongar el crecimiento económico, para seguir robando las materias primas y los recursos en los países pobres del Tercer Mundo, para mantener a las trabajadoras de todo el mundo bajo la opresión y la explotación.

8.- Por lo tanto, participar en las estructuras imperialistas nos traerá inevitablemente la guerra. El 12 de marzo de 1986 Catalunya Euskal Herria y las islas Canarias, dijo NO a la organización militar terrorista llamada OTAN. La Monarquía neofranquista del Estado Español, con el presidente del Gobierno del PSOE Felipe González a la cabeza ignoró y pisoteó la voluntad pacifista y antiimperialista de estas tres naciones. Más tarde, el criminal de guerra del PP, José María Aznar, nos metió en la invasión genocida contra Irak. En los últimos años, el ejército español ha estado o está hoy en día en los siguientes sitios: Albania, Bosnia-Herzegovina, Kosovo, Letonia, Macedonia, Moldavia, Angola, Etiopia, Mali, Mozambique, República Centroafricana, Congo, Sahara occidental, Somalia, Afganistán, Chechenia, Georgia, Indonesia, Irak, Kurdistán, Líbano, Nagorno-Karabaj, Pakistán, Turquía, El Salvador, Guatemala, Haití, Honduras, Nicaragua, Perú, Ecuador y Antártida. ¿Alguien cree que vivir en un estado que tiene un ejército imperialista de este tipo le traerá paz y seguridad? Necesitamos la independencia cuanto antes en Catalunya, Euskal Herria,  Canarias y en Galicia, entre otras cosas para salir de la organización terrorista llamada OTAN. El resto de las naciones también deben hacer lo mismo.

9.- Mientras estamos escribiendo estas líneas, parece ser que la organización terrorista llamada DAESH ha reivindicado la autoría del atentado de Barcelona. Lo que se llama yihadismo es una forma de fascismo. De la misma forma que el fascismo racista ha asesinado recientemente a la militante sindicalista y antifascista Heather Heyer en Estados Unidos, ayer el fascismo takfirista asesinó a trece personas en Barcelona. La fuente del fascismo es siempre la misma: el imperialismo. No se puede luchar contra el fascismo sin luchar contra el capitalismo. No se pueden cortar las hojas del fascismo sin arrancar sus raíces capitalistas.

10.- La salida y la solución, en nuestra opinión, está clara: el yihadismo, el supremacismo blanco, el neonazismo, el racismo contra las emigrantes, el sionismo, el fundamentalismo cristiano, los movimientos y partidos de extrema derecha, los varios y plurales neofascismos y todas las ideología retrógradas, reaccionarias y nihilistas tienen el mismo origen: el sistema patriarcal, capitalista, etnocida, imperialista y ecocida. Tenemos que derrocar el sistema global por medio de la lucha de clases, para construir la verdadera paz, el SOCIALISMO de las trabajadoras libres y solidarias.

Hacemos un llamamiento al Pueblo Canario, al Pueblo  Catalán y al resto de los Pueblos  del mundo para que luchemos duramente a favor de todas las libertades y contra todos los fascismos, contra el expolio de las riquezas y de luchar contra el capitalismo y por una sociedad construida sobre la igualdad y la justicia social. En estos momentos duros y dolorosos reafirmamos nuestra solidaridad y compromiso militante con la liberación nacional, social y feminista de Catalunya.

Unidad del Pueblo
Canarias 18 de Agosto 2017