Log in
Sin imágenes

Clavijo defiende a Emilio Soler y acusa de montar una campaña de desinformación masiva sobre las microalgas

Clavijo defiende a los técnicos e insiste en que no ha habido "ningún peligro" para la salud por las microalgas

El presidente del Gobierno de Canarias, Fernando Clavijo, ha defendido las explicaciones de los técnicos respecto a que no hay evidencias que indiquen que la cianobacteria Trichodesmium erythraeum (más conocida como microalga) afecte al ser humano de una manera nociva o tóxica, y mucho menos que pueda provocar tumores en personas.

En declaraciones a los medios, el presidente ha hecho hincapié en que el informe del Banco Español de Algas, realizado el pasado mes de junio, ha sido "perfectamente aclarado" por el propio técnico que lo firmó, Emilio Soler, por lo que considera que la alarma que se ha generado con este asunto es "totalmente infundada", pues "no ha habido ningún tipo de problema ni de peligro para la salud pública".

Fernando Clavijo considera que lo que ha habido respecto a las microalgas es una "campaña de desinformación masiva" que ha hecho que resulte "complicado" lanzar un mensaje de tranquilidad a la población. Por ello, apeló al sentido común de la ciudadanía, a la profesionalidad de los medios de comunicación y a lo que dicen los expertos, dado que "ningún funcionario ni ningún experto pondría en peligro la vida de las personas, ni siquiera su profesionalidad o su puesto de trabajo, tomando una decisión que fuera en detrimento de la salud".

Clavijo ha querido dejar claro que los expertos ya han comparecido públicamente para aclarar la situación y recordó que existen informes que indican que no es un fenómeno que se haya producido de repente, sino que tiene un historial, se está dando en otros lugares como Brasil y obedece a unas circunstancias climatológicas determinadas.

Insistió, además, en que los técnicos han afirmado por escrito que las microalgas no tienen "absolutamente nada que ver" con los vertidos de aguas residuales, sino que "simplemente es un fenómeno que se ha venido produciendo en los sesenta, en los noventa, en 2004 y en 2011 y que se da cuando hay calima, falta de viento y la temperatura del agua sube.

"Tú lo puedes decir, sacar a los técnicos para que lo digan porque yo no soy profesional del tema, pero si salen los políticos, los políticos no sabemos; si salen los técnicos, es que los políticos se esconden, y si salimos los políticos y los técnicos, es que hay una conspiración", ironizó Clavijo.

El presidente también puso de relieve que Emilio Soler, taxónomo y experto del Banco Español de Algas, ha explicado "perfectamente" el sentido de su informe, donde desvincula los vertidos de las microalgas y donde dice que no hay ningún tipo de peligro porque, si lo hubiera, Salud Pública ya hubiera cerrado las zonas de baño afectadas, afirmó Clavijo, que recordó que siendo alcalde de La Laguna tuvo que cerrar Bajamar por romperse un emisario.