Log in
Sin imágenes

Continúa este miércoles el Juicio de Las Teresitas con la petición de penas a los acusados

  • Published in Justicia

SB-Noticias.- Con la declaración del empresario Antonio Plasencia, continúa este miércoles el Juicio del Caso Las Teresitas, que viene celebrándose desde el pasado 13 de septiembre.

Aunque previsiblemente, Plasencia optará por no declar, la Fiscal, María Farnés, solicitará que se emita el audio de su declaración en la fase de instrucción en 2007.

Tras Antonio Plasencia, se elevarán a definitivas las Conclusiones provisionales, donde cada parte indicará las penas que pide para los acusados.

Es posible que mañana miércoles podamos asistir a la parte final del proceso, que es la presentación de los Informes de las partes, que iniciará la Fiscal María Farnés y que continuará la Acción Popular.

De hecho, el Presidente de la Sala, Joaquín Astor Landete, ha “pisado el acelerador” de tal manera que este miércoles el Juicio se realizará en horario de mañana y tarde.

A partir del jueves continuarán los Informes de la Acción Civil y de las Defensas de cada uno de los acusados, quedando visto para sentencia, si todo se desarrolla como está prevista esta misma semana o la próxima.

Antonio Plasencia, “ese hombre”

Sin duda, Antonio Plasencia es uno de los actores fundamentales para entender cómo se desarrolló todo el proceso del “pelotazo” de Las Teresitas.  

Ya en su momento, los investigadores de la policía, sugerían que  Rodolfo Núñez, ex presidente de la Caja, “habría tenido información, con antelación a su publicación, del sentido favorable de la sentencia del TS del mes de junio de 1998, que permitía la edificación en la zona de Las Teresitas”. “Basándose en esta información, contactó con don Antonio Plasencia Ramos (empresario), don Ignacio Manuel Cándido González Martín (empresario), don Álvaro Arvelo Hernández (director general de CajaCanarias) y don Miguel Zerolo Aguilar (alcalde de Santa Cruz de Tenerife) y planificaron la operación de compra-venta de los terrenos a la Junta de Compensación”.

Aunque prácticamente ningún testigo ha mencionado a Antonio Plasencia, su compañero en Inversiones Las Teresitas, el también empresario Ignacio González, a preguntas del Ministerio Fiscal, sobre quien fue el que tuvo la  idea de comprar los terrenos a la Junta de Compensación, Ignacio González declaró que Antonio Plasencia tenía la “información” y que se la trasladó a él, pero que ignora como la obtuvo.

Preguntado por el motivo por qué decidió Inversiones Las Teresitas comprar a la Junta de Compensación en un plazo tan corto de tiempo los terrenos de Las Teresitas, González respondió que “esto era una cosa que era comprarlas o perderlas”... Añadió que en un momento determinado, la Juta de Compensación le ofreció comprarlas “había unos plazos, había otras personas interesadas en comprarlas y hubo que hacerlo lo más rápidamente para evitar que la competencia se hiciera con ellas”.

Sus relaciones con Rodolfo Núñez

 Plasencia dio a Rodolfo Núñez cuatro millones de euros en cuatro años.  La investigación patrimonial de ambos revela trasvase de dinero del empresario de Inversiones Las Teresitas al ex director de CajaCanarias.

Antonio Plasencia, uno de los propietarios de Inversiones Las Teresitas (ILT.SL), y el ex presidente de CajaCanarias, Rodolfo Núñez, tuvieron relaciones societarias a partir de 2002, pero hasta que se produjo esa asociación formal y durante cuatro años antes, Núñez recibió de Plasencia 3.974.916,6 euros injustificados, según dos informes de la Policía Judicial y contenidos en el sumario del caso Las Teresitas.

Rodolfo Núñez Ruano fue durante 12 años el presidente de CajaCanarias,  después fue presidente de Binter. En su declaración como testigo en el juicio por la compra de la playa de la capital tinerfeña (al actuar a favor de concederles en 1998 un préstamo de 5.500 millones de pesetas para adquirir los terrenos a la Junta de Compensación, antes que se supiera que una sentencia del Tribunal Supremo revalorizaría su valor al permitir construir en el frente de la playa).

Nüñez recalcó en su declaración la “gran amistad” que le une con Antonio Plasencia de quien recibió entre 1998, cuando se otorga el crédito, y 2002 (ya vendido el frente de la playa al Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife), cerca cuatro millones de euros, cantidades que para la Unidad Central de Delincuencia Económica y Fiscal y la Brigada de Policía Judicial no estaban justificados. A preguntas de la Fiscal aclaró "Eso no tiene que ver con este asunto. Plasencia me prestó esos cuatro millones de euros para participar en Binter y avaló esa operación”, según indicó posteriormente “Antonio se ha portado conmigo siempre estupendamente”.