Log in
Sin imágenes

Política

Política

El hedor a fascismo del PP

La evidente complicidad de los cargos públicos del PP con el franquismo se hizo evidente en la pasada edición de la entrega de premios de la Fundación Franco. El secretario general, Juan Antonio Morales, parlamentario en la Cámara extremeña, defendió en su intervención al régimen dictatorial en el 60ª cumpleaños de la asociación fascista.

  • Escrito por Francisco González Tejera
  • Categoría: Política
  • Visto: 150

2016 el desencanto político

EL BAR DE PEPE

Hacer una cronología política del año 2016, es hacerlo desde la convicción del desencanto de millones de españoles con los actores de ese recinto situado en la madrileña Carrera de San Jerónimo cada día más parecido a la carpa de un circo.

  • Escrito por Joaquín Hernández
  • Categoría: Política
  • Visto: 167

Licencia para viajar en avión con armas de fuego y matar, en los EEUU

En otra fecha señalada para el orbe hispano, 6 de enero de 2017, festividad de los "Reyes Magos", que marcan el fin de las fiestas de "Navidad" y Año Nuevo",  que en éstas últimas han sido teñidas de sangre en Europa por actos terroristas -con indicios de ser de "falsa bandera-, tuvo lugar, pasado el mediodía, hora local, en el sur de la Florida, en el aeropuerto de Fort Lauderdale, una nueva matanza que, al menos, se ha cobrado la vida de cinco personas y ocho heridos: "Un hombre armado, sin decir una palabra, se movió a través del reclamo de equipaje de los viajeros  para recoger el suyo y tomar su arma abrir  fuego hasta quedarse  sin municiones, dejando cinco muertos y ocho heridos en el aeropuerto de Fort Lauderdale"..."El atacante fue identificado como de 26 años de edad, Esteban Santiago, de Anchorage, Alaska, que sirvió en Irak con la Guardia Nacional, pero fue degradado y dado de alta el año pasado por un rendimiento insatisfactorio.

Su hermano dijo que había estado recibiendo tratamiento psicológico recientemente. Un oficial de la policía dijo a The Associated Press que Santiago había entrado en la oficina del FBI en Anchorage en noviembre para decir que el gobierno de Estados Unidos estaba controlando su mente y haciéndole ver vídeos del estado islámico" (fuente de información:.https://www.apnews.com/2c96db79441640e58233819e65e33e07/Airport-gun...).

Es decir,  después de los actos de terrorismo recientes y reiteradas matanzas en los EE.UU y en Europa, con el precedente del 11-S de 2001, un militar veterano, fichado por el FBI y con trastorno mental (provocado o congénito, pero eso sí detectado oficialmente, con anterioridad), puede viajar en avión, portando un arma de fuego y matar en un aeropuerto estratégico de los EE.UU. Increíble.

Ante todo esto, podemos estar tomando conocimiento, a través de las informaciones que nos van llegando, de  un manual de cómo crear un terrorista, con formación militar previa,  por los servicios de seguridad e inteligencia estadounidenes, para lograr fines de pánico, miedo, mayor represión, supresión de derechos cívicos, control social, desmovilización en la población e, incluso,  como pretexto para intervenir militarmente en el exterior.

La barbarie de estado se ha instalado y es endémica en los países capitalistas de la OTAN. Su erradicación por el socialismo es necesaria para conservar el planeta y ser posible vivir dignamente, en paz, los seres humanos.
 

  • Escrito por José Manuel Rivero
  • Categoría: Política
  • Visto: 166

Doble indignación de los socialistas canarios

Cuando expreso socialistas canarios, me refiero a las afiliadas y afiliados y por supuesto a nuestros votantes y no a los dirigentes que nos han llevado indignamente a las situaciones deplorables que estamos padeciendo.

  • Escrito por Antonio Aguado Suárez
  • Categoría: Política
  • Visto: 140

Ante el centenario de la Revolución Socialista de Octubre

En este año 2017 conmemoramos el centenario de la Revolución Socialista de Octubre que cambió la Historia de la Humanidad. Tal acontecimiento constituye una auténtica oportunidad para la reconstrucción comunista, tanto en lo ideológico como en lo organizativo, tras la catástrofe sufrida por las y los comunistas de todo el mundo al fracasar el primer Estado socialista de la historia con el consiguiente golpe demoledor a los intereses inmediatos y estratégicos de la clase obrera. Sin dudas, la reconstrucción comunista deberá basarse en las tremendas enseñanzas de lo que ocurrió o no tendremos ni credibilidad ni posibilidad de acertar tanto en el presente como en el futuro.

En 1922, después de ganar la guerra civil con todas las probabilidades en contra, Lenin escribió un texto breve, titulado "Sobre el ascenso a una alta montaña"1. Después de enumerar los logros y fracasos del Estado soviético, Lenin subraya la necesidad de admitir francamente los errores: "Están condenados aquellos comunistas que imaginan que es posible terminar la empresa de construcción de una época, como lo es sentar las bases de la economía socialista (particularmente en un país de pequeños campesinos), sin cometer errores, sin retrocesos, sin numerosas alteraciones de lo que falta terminar o de lo que se ha hecho mal. Los comunistas que no caen en el engaño, que no se dejan vencer por el abatimiento y que conservan la fortaleza y la flexibilidad para "volver a empezar desde el principio", una y otra vez, encarando una tarea extremadamente difícil, no están condenados (y es muy probable que nunca perezcan)."

De eso se trata ahora, por eso desde ya debemos preparar un auténtico proceso de encuentro comunista, tanto entre las y los comunistas como de estos con el pueblo trabajador. Y tenemos que abordarlo apoyándonos sobre dos elementos esenciales, el primero el estudio y debate sobre la experiencia de la construcción del socialismo y el segundo la incidencia revolucionaria en un contexto social y político planetario de senilidad terminal del sistema capitalista y de búsqueda de alternativas al mismo.

El socialismo traicionado

En al año 2009 fue publicado en Canarias por Ediciones Idea2 el libro del camarada Joaquín Sagaseta, "De grupo social a clase dominante. La revolución usurpada", con la conclusión central de que "la bancarrota de la Unión Soviética, no fue, de ningún modo, expresión de la superioridad del capitalismo como sistema, fue ante todo, la incapacidad para resolver de forma revolucionaria su principal contradicción interna: la existente entre propiedad social y propiedad estatal de los medios de producción y distribución o entre la necesidad de poder social y la necesidad de una planificación socialista o finalmente, entre el control de los privilegios de la burocracia por el pueblo trabajador y la tendencia natural de la misma a transformarse de grupo privilegiado en clase dominante restauradora del sistema de propiedad capitalista."

Posteriormente, en 2014, tuvimos la grata sorpresa de poder leer, editada por El Viejo Topo, la traducción al castellano del libro de los autores estadounidenses Roger Keeran y Thomas Kenny, "El socialismo traicionado" con una contundente aportación al conocimiento de las causas del colapso de la Unión Soviética basada en una sólida información sobre la llamada segunda economía (economía sumergida) cuyo crecimiento hizo surgir una capa de la población que obtenía todos sus ingresos o la mayor parte de ellos de la actividad privada, constituyéndose en una clase emergente de pequeñoburgueses que proporcionó la base social para la deriva antisocialista.

¿Es posible la ofensiva socialista?

Conforme al marxismo decía Trotski3: "...Entre la posición de un partido y los intereses de la capa social en la cual se apoya, pueden haber desacuerdos que, más tarde pueden desarrollarse hasta llegar a profunda contradicción. El comportamiento de los partidos  puede cambiar  bajo la influencia del estado de ánimo de las masas populares (...) Tanto más necesario es que dejemos de confiar, para nuestros cálculos, en elementos aún menos estables y dignos de confianza como son las consignas y los pasos tácticos de los partidos, y referirnos  en cambio a elementos históricos fidedignos: a la estructura social de una nación, a la correlación de fuerzas de las clases, a las tendencias de su desarrollo".

Pues bien, de la expresión de todos estos elementos en la realidad social y política del Estado español se puede derivar una respuesta positiva a la pregunta que da título a este apartado. Efectivamente, las condiciones objetivas están dadas para la ofensiva socialista queda, nada más y nada menos, que articularlas con las subjetivas que conjuntamente han de conformar al sujeto de la transformación revolucionaria. Es aquí cuando tenemos que hablar de las luchas populares clasistas, así como del grado de avance de las posiciones políticas que las puedan representar dándose en este terreno una gran dispersión que se traduce en debilidad, así como, una excesiva desviación hacia la actividad institucional aunque con un representación, la de Unidos Podemos, que arroja unos números insólitos hasta ahora en el campo situado a la izquierda del PSOE y que obedece a una demanda creciente de alternativas frente a la "vieja política", frente al desgaste del "viejo régimen".

Es preciso fortalecer y unificar la componente clasista tanto en las luchas sindicales como en el agrupamiento político conseguido al que hay que llevar mucho más allá del terreno electoral, hacia la lucha popular de masas con una táctica y una estrategia de "contrapoder" social, político, cultural que determine finalmente la toma del poder efectivo por el pueblo trabajador. Para eso las y los comunistas debemos ser conscientes de que, dispersos en grupos y partidos o aisladamente, las fuerzas escasean tan tremendamente, que solo la más estrecha unión de todos y todas puede asegurarnos el éxito en la lucha, tanto contra los "aventureros" y oportunistas, como contra las patronales, las fuerzas oligárquicas y sus órganos políticos de poder. Y el instrumento decisivo con el que avanzar, el Partido Comunista, ha de estar por encima de nuestras divergencias que como decía Lenin en su "Saludo a los comunistas italianos, franceses y alemanes"4, "tiene una base única, común, granítica: el reconocimiento de la revolución proletaria, de la lucha contra las ilusiones democráticoburguesas y el parlamentarismo democráticoburgués..."

Trabajemos pues para que el año del centenario de la Revolución de Octubre sea el de la reconstrucción del partido de las y los comunistas del Estado español y de Canarias en particular. Trabajemos para que de esa manera la unidad popular avance de modo imparable hasta la derrota de los enemigos del pueblo.


Notas
1. Lenin. Sobre el ascenso a una alta montaña. Tomo XXXIII de las O.C.
2. https://issuu.com/mencir/docs/joaqu_n_sagaseta_-_la_revoluci_n_usurpada
3. Trotski. La lucha por el poder. 1905 resultados y perspectivas. T.2.
4. Lenin. Saludo a los comunistas italianos, franceses y alemanes. Tomo XXXII de las O.C.

Arturo Borges Álamo, miembro del colectivo "Punto de Vista Comunista"

  • Escrito por Arturo Borges
  • Categoría: Política
  • Visto: 178

La Laguna y el tapón del cambio

En realidad, el título de este artículo iba a ser ¿Mociones de Censura en cascada?; pero no me resistí a utilizar el titular que nos ha regalado hoy el portavoz de la Gestora Federal del PSOE, a propósito del papel de obstáculo del cambio en Canarias que empieza a jugar el PP.

Que Coalición Canaria no tiene un think-thank para elaborar ideas, sino una churrería, ya lo sabíamos. Pero esta nueva campañita denigratoria de lo que llaman “Mociones de Censura en cascada” ya es mucho-demasié para el cuerpo.

Se trata de un mero juego de palabras, más propio de trileros. Las Mociones de Censura en cascada, como respuesta a la destitución de Patricia Hernández y los consejeros socialistas y del contumaz incumplimiento de Coalición Canaria de los pactos con el PSOE en todas las Instituciones donde ha podido, no existen, ni han existido, ni existirán.

Lo que sí ha existido son unos pactos en cascada que impone tradicionalmente Coalición Canaria al socio de turno, para que sólo se cumplan cuándo y dónde convenga a los autobautizados “nacionalistas canarios”.

Los pactos en cascada son una aberración en un sistema político inspirado en la descentralización y en el reconocimiento del derecho a la autonomía de las entidades territoriales, sean estas nacionalidades o regiones, provincias, islas o municipios.

La autonomía o derecho al autogobierno, tanto si incluye la participación en el poder legislativo del Estado (propia de los sistemas de corte federal, como el Estado de las Autonomías) como si se trata de la autonomía en el marco de la Ley o autonomía administrativa --que es el caso de los entes municipales, insulares o provinciales--  tiene como primera exigencia el respeto a un proceso político propio. La elección de un gobierno del ayuntamiento, cabildo o diputación provincial que refleje la voluntad de los ciudadanos expresada en las urnas, sin interferencias externas, es un momento esencial de ese proceso político autónomo. Así de claro.

Los pactos en cascada son una desnaturalización de la autonomía local, como lo sería   --por ejemplo-- un Gobierno de Canarias impuesto por exigencias o conveniencia de la política española. Que sean precisamente los “nacionalistas” canarios los que han alcanzado el virtuosismo en ese tipo de manejos, demuestra lo que tienen de nacionalistas y de canarios.

Ahora, en la churrería de ideas de CC, se han inventado un nuevo engendro. Probablemente lleva la firma de quien inspiró a Clavijo ese otro eslogan de “se me acabó la paciencia”, que ha batido el propio record de Coalición Canaria en materia de falta de respeto a la inteligencia de la gente de esta tierra. Dice así: “No es bueno que hayan mociones de censura en cascada como venganza. El interés de los ciudadanos es lo importante”. Agüita!!!

Roto en mil pedazos el pacto entre Coalición Canaria y el PSOE, no va a haber una cascada de mociones de censura. Y, si la hubiera, sería tan detestable como los pactos en cascada. Lo que a mí me asombra   --es un decir-- es que los comentaristas, tertulianos, escribidores y cagatintas del Régimen, que aplaudieron como la cosa más natural los mentados pactos en cascada, ahora empiecen a lanzar anatemas contra una cascada de mociones de censura que ni se debe producir, ni se va a producir.

Porque pactos en cascada y mociones de censura en cascada sólo son los dos  términos de una ecuación  interesada e imaginaria, inventada para camuflar lo que sí ha existido y continuará existiendo mientras la mayoría de los canarios no lo remediemos: el sacrificio de la dignidad de las Instituciones municipales e insulares del Archipiélago, de los principios más elementales de la autonomía y de la democracia local y de las preferencias electorales de los canarios  en el altar de este decadente Régimen político en que Coalición Canaria y lo que representa han convertido el sistema democrático por el que se enfrentaron al centralismo y la dictadura los mejores hombres y mujeres de nuestras Islas.

Lo que toca ahora es liberar el panorama singular y la dinámica política propia de cada ayuntamiento y cada cabildo, retomando la sintonía con el resultado de las urnas 2015, que tiene legitimidad y validez durante 4 años. Caso por caso, Institución por Institución.

Y, donde los pactos en cascada hayan suplantado la voluntad de los ciudadanos, recuperar ésta que es el fundamento de la democracia.

Y aboliendo otra regla maloliente de este Régimen: aquella de que “sólo Coalición Canaria puede pactar con quién quiera; pero lo demás, no”

La forma de gobierno de cabildos y ayuntamientos responde, aunque imperfectamente, a los principios del régimen parlamentario: los ciudadanos eligen una asamblea representativa, que aprueba las normas legales y presupuestarias y nombra y controla al gobierno, que responde políticamente ante esa asamblea (el Pleno de cabildos y ayuntamientos).

Y en el régimen parlamentario caben pactos entre todos los grupos políticos para formar gobierno y una mayoría que lo sustente y le permita desarrollar un programa con el que dar respuesta a las necesidades y expectativas de la ciudadanía. Y más aún en el campo de las entidades locales, donde la disputa ideológica pierde terreno ante la gestión de servicios públicos esenciales.

En La Laguna, las elecciones de 2015 hicieron retroceder a Coalición Canaria desde 13 a 7 concejales, algo casi imposible cuando se detenta el poder y se ejerce con la obsesión clientelar tan suya de Coalición Canaria. En mi opinión, fue una censura en toda regla. Y dieron 14 concejales, por primera vez desde 1987, a candidaturas que se identifican con principios y políticas progresistas: Unid@s se puede, PSOE y XTF-NC.

El “Pacto en Cascada” impidió a los socialistas laguneros hacer realidad la alternancia que se nos negó hasta cuando, desde la oposición y en tiempos muy difíciles para el PSOE, obtuvimos 13 concejales. Un resultado que Clavijo, y desde el poder, no llegó a obtener.

Por eso estoy seguro que el PSOE   va a hacer honor “al camino que nos trajo hasta aquí” (cito a Rodríguez Fraga) a generaciones de socialistas laguneros, se incorporará a una mayoría progresista y no hará de TAPÓN DEL CAMBIO, ni de seguritas de una Coalición Canaria sumida en declive y cada vez más aislada políticamente.


  • Escrito por Santiago Pérez
  • Categoría: Política
  • Visto: 172

Las expectativas del 2017

Ida y vuelta

Ahora que despedimos al año viejo y nos disponemos a fabricarnos ilusiones y esperanzas para el nuevo 2017, hemos de considerar que dejamos atrás un año en el que Gran Bretaña votó por dejar Europa, los colombianos no respondieron a la llamada del gobierno para pacificar la guerrilla, los italianos le dieron la espalda a las reformas que pretendía su gobierno y sobre todo se produjo un resultado poco previsible en las elecciones de Estados Unidos. Dicho esto, parece claro que el siglo XXI de momento nos trae unas dosis de inquietud y zozobra que no esperábamos, abrimos las puertas a un camino que parece repleto de acechanzas y peligros; la ilusión de lograr una paz universal con la superación del hambre y el desarrollo del Tercer Mundo es un mero espejismo. Estamos abocados a una era de miedo por causa de los desequilibrios económicos, el enquistamiento de viejos conflictos y el  terrorismo yihadista, y hemos de acostumbrarnos al miedo de la misma forma que durante décadas ETA sembraba las calles de muertos, por suerte las armas han sido relegadas al arcón del olvido aunque todavía no se haya firmado el desarme oficial. Raro era el mes en que los viejos teletipos del periódico dejaban de vomitar noticias sobre los atentados de la banda, incluso hubo etarras desplazados a las cárceles de Canarias.

Y ahora que somos una potencia turística de primer nivel, ojalá los dioses nos protejan de acciones que podrían comprometer la estabilidad de la que aquí disfrutamos mientras nuestros competidores naturales, desde Turquía a Egipto y Túnez, tienen muy difícil levantar cabeza. Al contrario: por allí se multiplican no solo las amenazas sino también los atentados, las bombas asesinas, los niños suicidas que hacen estallar la muerte en los mercados; pero todo eso también se ha introducido en Europa y de qué manera. El terrorismo se alimenta de viejos conflictos no resueltos por las instancias internacionales, guerras y saqueos tan devastadores como los de Siria que incluyen el exterminio de cientos de miles de inocentes, el asunto de Palestina, Afganistán, Irak, la injusticia histórica en el Sahara Occidental, litigios que la política se muestra incapaz de resolver. Y el poco fruto de la Primavera Árabe, que complicó las cosas en el norte de África.

Aunque sabios como Donald Trump se empeñan en negar los efectos y la misma existencia del cambio climático, los expertos señalan que la ruina del medio ambiente se acelera, comprometiendo el futuro de la mayoría de especies vivas, la fauna, la flora e incluso la propia humanidad. A pesar de la complejidad del universo, todos podemos hacernos una idea de que ni el sol ni los planetas son eternos, y probablemente hubo lugares como Marte donde existió agua y tal vez alguna forma de vida antes de volverse inhabitables. La cuestión que se plantea es adivinar si a los terrícolas nos va a pasar lo mismo, empeñados como estamos en seguir calentando el planeta. Si persiste el ritmo actual de natalidad, cada año habrá casi 150 millones más de personas, que se incrementan sobre todo en Asia, India, China, etcétera. Los demógrafos creen que llegará a producirse un colapso poblacional, porque las grandes potencias no están interesadas en paliar la miseria en los países pobres, sino en incrementar la disuasión nuclear, ya lo ha advertido el señor Trump. Si la pérdida de agua helada en los polos se acrecienta, si el mar acaba subiendo el nivel tal como han pronosticado muchos científicos, está claro que dentro de cincuenta o cien años las condiciones de vida no van a ser las mismas que ahora disfrutamos. También constatan los expertos que en la vida de nuestro planeta ha habido varios cambios climáticos y las especies han mutado muchas veces, algunas han desaparecido y han surgido otras nuevas. ¿Quién podría imaginar hoy a los dinosaurios como dueños y señores del territorio, sin asomo de los humanos? ¿Y las criaturas monstruosas que poblaban los mares, y los depredadores de gran tamaño, y los tupidos bosques de entonces, y aquella gigantesca zona tropical que hoy se ha transformado en el desierto del Sáhara? Ha habido glaciaciones, edades del hielo, edades de calor, desplazamiento de los continentes, subida del mar o retirada de las aguas en según qué regiones, maremotos, terremotos, volcanes y otros accidentes de grandes proporciones que han ido cambiando la faz de la Tierra durante millones de años.

Parece que las matemáticas señalan la desaparición de la especie humana si no se toman cartas en el asunto. Pudiera pensarse que el final está todavía muy lejos, y que el margen es suficientemente ancho como para no empezar a preocuparse todavía. Pero hay investigaciones que acortan los tiempos de manera preocupante. Así el cosmólogo escocés Fergus Simpson señala que es probable que a los humanos les queden solo unos 700 años de presencia en el universo. Se trata de una proyección matemática que ha elaborado en base a distintos parámetros, pero lo cierto es que –aunque las predicciones apocalípticas tipo el juicio final no tienen mayor credibilidad– origina un cierto respeto y preocupación. Venimos a este mundo con los días contados, pero nuestra obligación moral es preservar este maravilloso planeta para nuestros descendientes, y eso está ahora mismo en riesgo. Llegará el tiempo en que habrá que colonizar otros planetas, pero por ahora no parece muy apetecible la idea de irse a Marte para vivir dentro de una gigantesca burbuja con oxígeno y agua.

Por fortuna, hay datos positivos en el aire. Así, termina el año con una plusmarca turística en las islas, de tal manera que incluso lugares menos favorecidos por la corriente como La Palma registran cifras espectaculares, cierto es que partían de unos volúmenes de visitantes casi irrisorios. Da gusto ver que en aquel aeropuerto se registra cierta actividad, con vuelos procedentes de lugares tan distantes como Islandia. Es de esperar que allí se atenúen los frenos existentes para que se construya más oferta hotelera, y de este modo se pueda enhebrar un futuro en base no solo a la platanera sino también al maná turístico, la única industria de que disponemos en esta tierra. Sol, playas, precios baratos, senderismo y algo de oferta cultural identitaria tampoco estaría mal para lograr fidelizar un porcentaje turístico interesante, pues está claro que hay que participar en el trocito de tarta que corresponde.

Blog La Literatura y la Vida




  • Escrito por Luis León Barreto
  • Categoría: Política
  • Visto: 166

La Laguna y el IBI o la obsesión recaudatoria

El Ayuntamiento de La Laguna tiene que aplicar, bajo la vigilancia del Ministerio de Hacienda, un Plan de Ajuste desde 2012 a 2023, que está condicionando todos los Presupuestos municipales y, por tanto, la actividad y los servicios que se prestan a los ciudadanos.

Un  Plan  de Ajuste  consiste básicamente en incrementar el esfuerzo de los contribuyentes y recortar el gasto del Ayuntamiento.
El Ministerio de Hacienda impuso a La Laguna la aplicación del Plan de Ajuste  como condición para autorizarle a pedir nuevos préstamos para pagar la ingente deuda oculta (70 millones) con proveedores que afloró en 2012, a raíz de puesta en marcha del mecanismo de ágil pago a los acreedores de las Administraciones Públicas (Real Decreto-Ley 4/2012).

La deuda oculta provenía desde 2003, es decir de la etapa de Ana Oramas, y una parte significativa de esa deuda (30 millones)  se fue generando a lo largo de los años 2003-2008 porque el Ayuntamiento dejó de actualizar el contrato  con Urbaser, la empresa que gestiona un servicio municipal  tan esencial como el de recogida y tratamiento de basura. En cualquier economía bien gestionada, lo primero que se paga con los ingresos ordinarios  son los gastos ordinarios. Pero el Ayuntamiento de Ana Oramas y sus sucesores ha sido cantón aparte de las más elementales reglas de buena gestión  del dinero público.

Si esto lo dice uno así, en abstracto, parece una mera teoría

Pero la realidad del municipio, con los datos en la mano, nos pone con los pies en el suelo.

La presión fiscal no ha parado de crecer en  unos años llenos  de dificultades para la empresas y las familias: según las Auditorías encargada por el Gobierno de Canarias, entre 2013 y 2015  la presión fiscal por habitante y año subió  en La Laguna desde 509 a 617 euros/habitante/año. Es decir, un 17.6%  en sólo 2 años. Y ésta ha sido la tónica.

Por el contrario, el gasto del Capítulo II del  Presupuesto  con el que se financian los servicios municipales  (incluidos “servicios esenciales”,  según la Memoria del proyecto de Presupuestos para 2017)  ha disminuido: 52.532.124,21 euros en 2015 (obligaciones reconocidas a 31 de diciembre) frente a 58.518.057,08 en 2010.   Y esto en  tiempo de crisis, que es cuando aumentan las necesidades sociales y las demandas de los ciudadanos a su Ayuntamiento.

El Capítulo IV del Presupuesto (transferencias corrientes) refleja el apoyo del Ayuntamiento a entidades  asistenciales  como Cruz Roja o  Caritas, así como a otras asociaciones culturales o deportivas cuya labor social es imprescindible, especialmente en tiempos de crisis. En 2010, a 31 de diciembre,   fueron 17,028 millones de euros. En 2013, las transferencias corrientes habían descendido a 15,772 millones. Y en 2015,  a 13, 673 millones de euros.

Ese es el contexto en el que se va a producir para el año próximo un nuevo incremento de la recaudación por el IBI, con la que el Ayuntamiento prevé llegar a 41.690.941,00 euros, frente a los  30.593.238 previstos en su día para 2012 (Marco Presupuestario del Ayuntamiento 2012-16).

Durante todos estos años de crisis la recaudación  IBI-urbano  (obligaciones reconocidas a 31 de diciembre)  no ha cesado de subir, como han podido comprobar y pagar los contribuyentes laguneros. Desde los 27.092.764 de  2010,  hasta los 31.269.354  de 2015.

En todos estos años, el gobierno municipal negaba que estuviera subiendo el IBI, porque mantuvo estable el tipo de gravamen (0,53%) que se aplica al valor catastral de los inmuebles. Pero durante estos años se estuvo desplegando  progresivamente una actualización del valor catastral de los inmuebles urbanos decidida por el Ministerio de Hacienda, al que Clavijo y Cía endilgaron de inmediato las subidas del recibo del IBI.

El estilo y las mentiras  de siempre.

El Ayuntamiento podría haber hecho uso de la autorización contenida en el artículo 72.5 de la Ley de Haciendas Locales y haber bajado  (hasta el 0,1%) el tipo de gravamen, con carácter excepcional, mientras se aplicaba la actualización de los valores catastrales, para mantener constante el esfuerzo de más de 50.000 familias y empresas de La Laguna. O haber utilizado el margen ordinario y bajar el tipo de gravamen hasta el 0,4%  (artículo 72.1  de la Ley de Haciendas Locales). Pero no lo hizo, a pesar de que se lo exigimos reiteradamente a Clavijo y sus adláteres.

Pongamos un ejemplo: con el 0,53% actual, un inmueble urbano cuyo valor catastral sea de 70.000 euros, paga 371 euros. Si se aplicara el tipo de gravamen del 0.4%, pagaría 280 euros. Es decir, un 24,5% menos.

Lo que está ocurriendo ahora es que se está aplicando una regularización de los valores catastrales, fruto de la actividad inspectora del Catastro   --que puede afectar a más de 10.000 contribuyentes--  para reflejar en el Registro Catastral las modificaciones o ampliaciones de los inmuebles que supongan incremento de valor de los inmuebles y no hayan sido declaradas.  Esta regularización fue autorizada por la Disposición adicional 3ª de la Ley16/2012, de 27 de diciembre  (Procedimiento de Regularización catastral 2013-2016).

Está  lloviendo sobre mojado: muchas familias laguneras   --que ya soportan una carga fiscal despiadada--  han reaccionado con impotencia e indignación ante un nuevo  incremento del IBI de  efectos retrospectivos, derivado de esta “regularización” catastral.
El Informe Económico-Financiero del Proyecto de Presupuestos para 2017, reconoce que el incremento de 3.673.688,13 euros del Capítulo I (Impuestos Indirectos) “se corresponde con el efecto económico de esta regularización catastral”.

¿Y todo esto para qué? ¿Para seguir gastando más de 1 millón de euros al año en Publicidad y Propaganda?  ¿Para tener requintada, más allá de la legalidad, la nómina de asesores y personajes de confianza?  ¿Para seguir consignando en el Presupuesto un millón y medio de euros cada año para gastárselo cómo y dónde les dé la gana en contrataciones a dedo? ¿Para  incrementar en 386.565,67 euros (+ 28,03 %)el presupuesto de Fiestas, en plena crisis económica, con el argumento  de que las “necesidades reales” del gasto en fiestas “han adquirido un carácter irreductible” (pág. 18 de la Memoria Explicativa Proyecto de Presupuesto 2017? ¿Para…?

  • Escrito por Santiago Pérez
  • Categoría: Política
  • Visto: 200

Supuestos naifes, puñales y navajas

La llamada telefónica lo dejó escaldado: "Es la primera vez que me cesan los míos y, además, me mandan para casa". En consecuencia, a estas alturas de mes el señor Hernández Bento, don Enrique, como funcionario de carrera que es, habrá solicitado su reincorporación a la consejería de Hacienda. A fin de cuentas el pasado jueves lo abandonó oficialmente su último destino político, delegado del Gobierno en Canarias. (Este, por cierto, no fue el único: antes había sido concejal del Ayuntamiento de Las Palmas y, posteriormente, subsecretario del ministerio de Industria, Energía y Turismo.  Siempre, claro, como militante activo del Partido Popular y hombre de confianza del Gobierno.) 

Así fue: el señor Rajoy reestructura su Gobierno tras revalidar el cargo de presidente con el mutis por el foro del PSOE y persecución inquisitorial del partido a ciertos socialistas. Luego destituye al señor Hernández B. sin agradecerle “los servicios prestados”, insensibilidad. Según el afectado, lo hizo en contubernio judeo – masónico - moscovita con el presidente regional canario (y “las sombras”). Finalmente designa a la señora Roldós Caballero (gallega paisana) como nueva delegada del Gobierno en Canarias.

Hasta ahora, todo normal… salvo algo llamativo: duró muy poco como tal el anterior delegado a pesar de que no hubo cambio alguno en la presidencia del Gobierno. Por supuesto, el cargo estuvo vacante cuando la señora Hernández Bento, doña María del Carmen, dimitió para figurar en las listas del PP al Parlamento. Pero sorprende la interinidad y accidentalidad del hermano y sucesor, más si tenemos en cuenta su pública disposición a continuar como delegado. Caben, pues, tres interrogaciones retóricas con variantes ante supuestos comportamientos de sectores peperos para evitar su continuidad (“retóricas”, digo bien, pues jamás tendrán respuesta). Veamos.   

Una. ¿Hubo depuración, purga o laxante interesado para aislar al señor Hernández B. cuando este declaró en público que aspiraba a presidir el PP de Canarias frente al señor Antona, hoy presidente accidental designado por Madrid? ¿Tenía, acaso, posibilidad alguna de echar abajo a la actual y muy arraigada cúpula, interesadamente cohesionada tras la dimisión del señor Soria? Resulta curiosa, sin embargo, una aparente confluencia: el exministro digitalizó al actual presidente accidental. Pero, a la vez, intervino para el nombramiento de la señora Hernández B. como delegada del Gobierno. Y su brazo derecho en el ministerio de Industria fue, exactamente, el señor Hernández B. ¿Dos irreconciliables fracciones dentro del PP canario?

Dos. ¿Es casual, fortuito o acaso accidental que también la señora Hernández B. fuera destituida por el señor Antona como vicesecretaria de Organización? A pesar de todos los pesares, encabezó la lista al Parlamento. Pero, ¿quiénes se esforzaron denodadamente para evitar su consecución? ¿Quiénes, y por qué, revolvieron Madrid con Santiago y Moscú para bajarla al número tres, puesto ocupado por el señor Mariscal, y que este ocupara la segunda posición, lo cual auparía a la señora Asián al námber guan?

Tres. Comenté negativamente (3 de noviembre) la precipitada decisión del señor delegado cuando judicializó el homenaje a la bandera tricolor (“La bandera canaria de las siete estrellas verdes”). Sé -la sacristía informa con precisión- que desde arriba, pero no más allá de la raya, se decidió (“se recomendó”) el silencio absoluto del PP canario frente a la decisión del señor Hernández B. Es decir, ningún apoyo por cuanto no había consultado al partido ni a su presidente regional. Su comportamiento, dícese, sirvió para estimar cómo actuaría si llegaba a la presidencia del Partido. ¿Táctica, estrategia, forzado aislamiento para debilitar al posible contrincante de cara al congreso de febrero o, acaso, acepta el PP la tricolor no oficial?

Por otra parte, no podemos obviar algo elemental: los cargos digitales no son propiedad de sus ejercientes, sino del Gobierno de turno. A fin de cuentas, concejales y parlamentarios sí son elegidos en las urnas aunque, con frecuencia, sus propios electores no tienen ni puñetera idea de quiénes son, al menos desde el tercer nombre de la papeleta. Esta es la suerte de muchos profesionales de la política: la fidelidad absoluta –vasallaje- a quien da el visto bueno a las listas definitivas tiene sus recompensas económicas en forma de nominilla oficial. Y si asienten sin discusiones ni razonamientos y glorifican las decisiones tomadas por la autoridad competente, con un poco de suerte podrán renovar durante varios cuatrienios. Así, como quien no quiere la cosa, mantienen un puesto a su nombre y disfrutarán de solvencias euriles, que la vida está jodida como para andar por ahí a sueldo base.

Por tanto, el señor Hernández B. fue destituido por quien lo nombró, sencillamente. Y como no hubo explicaciones sobre su designación, tampoco conoceremos el porqué de la tal cesantía. (O mejor: sí lo sabemos, pero no hay nada escrito). De todas maneras, entrada y salida del hoy ya exdelegado forman parte de la propiedad privada del PP, feudo en el cual no voy a entrar, líbreme Alcorac de tal osadía. (Tampoco ningún partido político, ninguno, reclama cambios en la estructura organizativa.)
  La señora Roldós Caballero, nueva delegada, fue consejera de Sanidad, señoría en el Parlamento canario y senadora (dícese, incluso, que exmilitante del PSOE). Ella es –según el anterior delegado- copartícipe del “cese político” fraguado por el señor Antona aunque entre sombras, penumbras y tinieblas “anda doña Australia Navarro”, secretaria regional del PP.

Pero se trata de una afirmación cuya validez debe ser demostrada, argumentada. A fin de cuentas, el exdelegado solo aporta como alegato la posibilidad de presentarse al cargo de presidente regional. Y tal legítimo derecho no es, en pureza democrática, razón para emprender “acosos políticos”… salvo que el hipotético candidato pudiera llegar fuertemente avalado o haya “malestar por la actual dirección del PP”. O peor: que maneje información secreta muy desestabilizadora, lo cual justificaría la flojetú estomacal.

No sé si es el caso. Pero naifes y puñaladas caracterizan a los humanos. En Lorca, navajas y cuchillos del Romancero gitano forman parte de la tradición.






  

  • Escrito por Nicolás Guerra Aguiar
  • Categoría: Política
  • Visto: 207

Pablo Iglesias imita a Felipe González

Podemos nació debido a que el PSOE ha venido “tirando por la borda” muchos de sus valores, principios  y convicciones y por saber captar y canalizar la frustración e indignación de gran parte de la población, incluyendo un amplio porcentaje de votantes socialistas.

  • Escrito por Antonio Aguado
  • Categoría: Política
  • Visto: 256

El terrorismo de la "Red Gladio"

El asesinato terrorista del embajador ruso en Turquía por un agente de policía perteneciente a cuerpos especiales, la masacre terrorista en Berlín en un mercado navideño ( 12 muertos y 50 heridos) y el tiroteo, también, el 19 de diciembre en un centro islámico en Zurich, con heridos, pueden constituir una operación criminal continuada de la OTAN y de la entidad sionista, como represalia y un encubrimiento por la detención de 14 oficiales militares de la OTAN por fuerzas especiales sirias y sus aliados rusos en Alepo, que estaban dirigiendo y apoyando a los grupos terroristas en Siria para derrocar al gobierno legítimo de Bashar Al Assad.  

  • Escrito por José Manuel Rivero
  • Categoría: Política
  • Visto: 190

El lobby, que gran tragón

Hay una serie de eslóganes que han trascendido pasando de ser reclamos publicitarios a formar parte de nuestro acervo personal. Constituyen una pieza fundamental de nuestro ecosistema mediático y de nuestro bagaje cultural porque “un diamante es para siempre”. Refieren los lingüistas que eslogan proviene del gaélico escocés y significa “grito de guerra” de ahí el título de esta reflexión, “El lobby, que gran ladrón”, perdón tragón, al conocer que durante este mes, diciembre, el precio del mercado mayorista de la electricidad ha experimentado una subida del 30%.

  • Escrito por Odalys Padrón
  • Categoría: Política
  • Visto: 221

¿Y la Ley del Suelo, Patricia?

Justo después de escenificar la separación, Patricia acusó a Clavijo de “defender un proyecto insularista y de desvertebrar las políticas de empleo” y, en relación con la tramitación del FDCN, "hemos asistido a un engaño a la sociedad canaria en sede parlamentaria".

  • Escrito por Álvaro Felipe
  • Categoría: Política
  • Visto: 239

Los partidos emergentes: ¿peor el remedio que la enfermedad?

Debido al resultado electoral del pasado 20 de diciembre de 2015, se configuraron dos emergentes y fuertes grupos parlamentarios: Ciudadanos con 40 diputados y Podemos con 71. Los dirigentes de éstas dos formaciones políticas, coincidían en sus discursos anunciando que afortunadamente se había acabado con el bipartidismo, protagonizado por el PSOE y el PP.

También compartían las denuncias sobre la degradación y la corrupción del sistema democrático y se proponían regenerar la democracia. Daba la sensación de que esto iba a ser una especie de panacea y que a partir de ese momento, la vida política española cambiaría para mejor sustancialmente.

Albert Rivera manifestaba que España iba a vivir una “segunda transición”, dando la impresión de que pretendía atribuirse el papel que en la primera y única hasta ahora, desempeñó Adolfo Suárez.

Pero no ha sido así y por el contrario, nos encontramos después de esas elecciones y las posteriores del 26-J, con un Partido Popular que continua gobernando, gracias precisamente al apoyo de Ciudadanos y la abstención (salvo 15 coherentes y dignos votos negativos de sendos diputados socialistas) del PSOE, en la investidura de Mariano Rajoy a la presidencia del gobierno.

El bipartidismo no tiene que ser necesariamente malo, es más, en los países occidentales se ha practicado y se  sigue practicando con bastante éxito, demostrándose en la consecución y desarrollo del Estado del Bienestar, como fue en el caso de Europa desde el final de la Segunda Guerra Mundial, por mediación de los partidos políticos, sobre todo los socialdemócratas, con la participación y/o colaboración de los democratacristianos. Aunque el referido Estado del Bienestar, desde hace tiempo viene sufriendo menoscabo, por la degradación y perdida de valores de la socialdemocracia, que se lo ha venido poniendo fácil a los liberales o neoliberales, en lo consecución de gobiernos conservadores en muchos casos reaccionarios. También se ha creado el “caldo de cultivo” para la aparición y propagación del populismo y la ultraderecha con sus respectivos partidos políticos. Afortunadamente en España y al menos por ahora, no estamos teniendo ese problema y es lo único que de alguna forma hay que agradecer al PP, que esté siendo el parapeto y la acogida de los  ultraconservadores. Lo malo es tener que soportarles.

En los tiempos de la UCD en el gobierno y el PSOE en la oposición, el bipartidismo sobrevivió, aún en momentos muy difíciles y hasta dramáticos que estábamos viviendo, como consecuencia del “ruido de sables” involucionista de los militares y la existencia de la banda terrorista ETA, que con tantos asesinatos, secuestros y extorsiones sembró de dramatismo e incertidumbre la vida política y el futuro de España. Aún así dio muy buen resultado, pudiéndose consolidar la democracia, aunque en su logro se produjo victimas políticas, como fue la dimisión de la presidencia del gobierno de Adolfo Suárez y la extinción de la UCD (Unión de Centro Democrático).

Ya con el PSOE en el gobierno desde octubre de 1982, España ha tenido avances muy importantes y significativos: se profundizó en la democracia y modernizó el país, incluidos sus sectores productivos, especialmente la industria y la agricultura que estaban obsoletas. Entramos a formar parte de la Unión Europea. Organizamos con mucho éxito los Juegos Olímpicos de Barcelona y la Expo de Sevilla. Se introdujo la Sanidad Universal y la Educación Pública, obligatoria y gratuita, las pensiones no contributivas, la salida de la injusta e ilegal guerra de Irak, aprobación y puesta en práctica de la Ley de la Dependencia, ser uno de los países más avanzados del mundo en derechos y libertades, etc. En todo éste tiempo ejercía la oposición A.P. (Alianza Popular) y por su refundación posteriormente el P.P. (Partido Popular).

Desde posiciones democráticas podría ser más interesante y positivo, el  reflejo de más pluralidad de la Sociedad en los parlamentos, aunque lo realmente importante, al margen de las siglas y su cantidad,  es la calidad democrática de los países. Los ejemplos más evidentes pueden ser el de los más avanzados como los Nórdicos, Canadá, EE.UU, Alemania, Francia, Gran Bretaña, Australia,  etc., alternando sus gobiernos entre muy pocos partidos políticos.

El caso es que unos por otros “la casa se ha quedado sin barrer”. El nefasto y corrupto Partido Popular continua en el gobierno y encima con la misma persona Mariano Rajoy de presidente, que como se ha podido comprobar, no sólo en el plano político, también en el personal, éticamente deja mucho que desear. Eso ha sido así, como consecuencia de los vetos entre Podemos y Ciudadanos y la fragilidad del PSOE (Pedro Sánchez) en la búsqueda y alternativa, a la situación creada.

Siendo cierto que en ésta legislatura el Partido Popular está condicionado por no tener mayoría absoluta como la anterior, cuando impuso medidas y leyes incluso reaccionarias: Reforma Laboral, LOMCE (“ley Wert”), “ley mordaza” etc., pero de cara a la actual legislatura, se perdió la gran oportunidad y la iniciativa de cientos de personas del mundo científico, intelectual, cultural, social, sindical  y político, que propugnaban el entendimiento entre el PSOE, Podemos y Ciudadanos y mediante un manifiesto contemplaban acuerdos mínimos para sacar a España de la situación tan grave de atraso e injusticia social, que viene padeciendo y regenerar el sistema democrático.

Era lógico y razonable que PSOE, Podemos y Ciudadanos, con sus respectivos dirigentes, todos jóvenes que no estaban, ni están (esperemos que nunca), “contaminados”, en ese sentido se pusieran de acuerdo. No lo hicieron y cada uno de éstos partidos colectivamente y sus dirigentes individualmente, tendrán en su momento que asumir responsabilidades.  

Antonio Aguado Suárez    



  • Escrito por Antonio Aguado
  • Categoría: Política
  • Visto: 203

Canarias golfería tropical

La revelación de las conversaciones grabadas entre el ex alcalde del PP de Mogán en Gran Canaria, junto a otros personajes de partidos políticos conocidos por sus golferías, donde charlan sobre la compra de votos en este municipio, denotan el perfil de la mayoría de políticos canarios, esa triste herencia de los fascistas que durante 40 años masacraron a este pueblo con miles de asesinatos, desapariciones, torturas sistemáticas en comisarías, en centros de detención ilegal y cientos de espacios para el crimen y el maltrato.

  • Escrito por Paco González
  • Categoría: Política
  • Visto: 205