Log in
Sin imágenes

Luchemos juntos por los derechos sociales, por los derechos democráticos, por la libertad

  • Published in Política

APOYEMOS EL DERECHO A DECIDIR DEL PUEBLO CATALÁN

La lucha por los derechos nacionales, inseparable de la lucha por los derechos sociales, forma parte de la experiencia del movimiento obrero en este país, en la lucha por la libertad y la democracia bajo el franquismo. Hoy este principio sigue más vigente que nunca a pesar de que, desde diferentes ámbitos, se quiera separar una cosa de la otra.

Desde Barcelona hasta Cádiz, desde A Coruña hasta Almería, los trabajadores tenemos un interés común: vivir en democracia, defender las conquistas sociales que nos quieren arrebatar, recuperar lo que nos han quitado quienes en nombre de la «unidad de la patria» entregaron la soberanía nacional a los mercados, pero niegan ahora la posibilidad de que el pueblo catalán pueda expresar su opinión.

El gobierno del PP, apoyándose en los instrumentos que le proporciona la Constitución y el aparato heredado del franquismo, niegan este derecho, de la misma manera que niegan el derecho a la libre negociación y a la huelga a los trabajadores de Eulen, o amenazan las pensiones, la sanidad y la enseñanza públicas. Los mismos que procesan sindicalistas por organizar huelgas, procesan a cargos públicos elegidos por los ciudadanos catalanes. La democracia es indivisible. No puede haber derecho a la negociación colectiva o a la huelga, sin derechos para los pueblos, y viceversa. No es posible derrotar esta política y a sus inductores peleando cada uno por su lado.

El Comité por la Alianza de Trabajadores y Pueblos se coloca incondicionalmente al lado del pueblo catalán, de la mayoría social que quiere poder votar, y quiere un referéndum efectivo y con garantías. Para conquistar este derecho, que a día de hoy no está garantizado, hay que vencer los obstáculos y superar la legalidad monárquica que lo impide. El CATP rechaza inequívocamente todos los intentos y maniobras del gobierno de la Monarquía para impedir la celebración del referéndum legítimamente convocado para el próximo 1 de octubre.

Para ganar necesitamos forjar una sólida alianza entre todos los trabajadores y pueblos del Estado español para derrotar a la Monarquía y su gobierno, y conquistar las reivindicaciones y derechos. De entrada, negar al corrupto gobierno de Rajoy todo apoyo político, incluso el que se hace en nombre de la lucha contra el terrorismo, sería el primer paso para restablecer la unidad obrera y la fraternidad entre los pueblos. Todos los partidos y organizaciones que se reclaman de los derechos de los pueblos y de los trabajadores tienen la obligación de avanzar en esta vía.

Como partidarios de la unión libre y fraternal de los pueblos, de la República, afirmamos que del mismo modo que los derechos sociales, los servicios públicos, las libertades democráticas fueron conquistados por la acción unida de la clase trabajadora a nivel estatal, hoy, el derecho de los pueblos a decidir por sí mismos, en un referéndum vinculante, requiere la acción unida, para imponer la DEMOCRACIA para todos.

El Comité por la Alianza de Trabajadores y Pueblos considera que es responsabilidad de las organizaciones de los trabajadores y democráticas desarrollar iniciativas en todo el Estado en defensa de los derechos del pueblo catalán y contra las medidas represivas que el gobierno Rajoy está aplicando….

Antonio Criado Barbero