Log in
Sin imágenes

Los pajaritos cantan y las nubes se levantan

  • Published in Política

EL BAR DE PEPE

{mosimage}Joaquín Hernández.- El presidente Rajoy volvió  a ofender la inteligencia del ciudadano español.

Han pasado 2 años y medio desde la llegada a la Moncloa de un mentiroso compulsivo que con fraude electoral se hizo con la mayoría absoluta para gobernar. Con la complicidad del Psoe en la oposición, por llamarlo de alguna manera, ha barrido a los ciudadanos con una escoba de púas dejándolos sumidos en una miseria difícil de comprender.

La cara de político de la peor casta de políticos defraudadores de sus votantes, de tahúr de la democracia, era la cara de Rajoy en la rueda de prensa posterior a los datos sobre la el paro y la encuesta de población activa en España. Dijo “esperaba con verdaderos deseos esta noticia” y a continuación daba los datos, siempre con medias verdades que son las peores mentiras.

La realidad es que todos los años por esta época se abre el negocio del turismo y se necesitan los temporeros de la hostelería que por unos meses, trabajando 14 horas y cobrando por 8, acuden a paliar el drama del paro durante unos meses. En octubre volveremos a estar sobre el 26,8% y la EPA subirá de nuevo a los 5,9 millones de personas en paro.
 
La verdad es que la bajada sustancial de la encuesta de actividad ha sido motivada por la salida masiva de emigrantes y la emigración de jóvenes españoles en búsqueda de su primer empleo más las personas que cansadas de estar en una lista que no le sirve para nada prefiere pasar de las oficinas de Empleo. España sigue siendo el país de la Unión Europea con la mayor tasa de desempleo y bate record en paro juvenil.
 
Divagar con números, porcentajes, encuestas no sirve de nada excepto para los politiquillos que se jactan de la mierda que nos rodea mientras ellos siguen con sus coches oficiales, sus tarjetas “súper visa”, la realidad, la verdad, hay que buscarla en la calle, vivir día a día. El verdadero drama de los españoles es el paro, más del 85% afirma que es su mayor preocupación, seguido de la corrupción política que más del 80% dicen es la consecuencia directa de todos nuestros “males”, claro que no nos falta la razón aquellos que decimos que estamos al borde del colapso social, las razones son múltiples pero la principal es la poca autoestima de la población española, perdida en estos últimos años por la degeneración de aquellos que nos debían dar ejemplo de honradez y seriedad. Desde la Casa Real, pasando por un Presidente de Gobierno que faltando toda norma de decoro y decencia engañó y traicionó la confianza de 11 millones de votantes y los pasillos de cualquier cueva mafiosa habitada por financieros, banqueros, empresarios que, apoyados por una justicia lenta e inexistente, campean por todo lo ancho y largo de la piel de toro como verdaderos buitres en busca de carroña.
 
La verdad no está en las palabras de Rajoy y su mariachi, la verdad se encuentra en los comedores sociales, los bancos de alimentos, de Caritas y de las miles de ONG´s que movilizadas por el propio pueblo palian el hambre a más de 18 millones de españoles. La verdad está en la gente que no llega a final, en la gente que aun trabajando no puede pagar los recibos del alquiler, agua o electricidad, la verdad está en esos millones de niños que pasan hambre y no tienen más remedio que acudir a los comedores escolares durante las “vacaciones estivales” para recibir un plato de potaje. Así que ni las nubes se levantan ni los pajaritos cantan,  todo lo contrario; la banca sigue sin abrir el grifo de créditos a pymes y al consumo y la creación empresas y  de nuevo tejido productivo sigue atascada por falta de financiación. La falta de inversión en investigación y desarrollo, las reformas laborales que  faltan por aplicarse, la precariedad en empleos que esclavizan al trabajador, es la guinda que colma la política económica española de lo absurdo donde el déficit público sigue creciendo y se rescata a la banca con dinero público mientras se recorta en salud y educación.
 
En el fondo, mi amigo y colega Chamu Valdegrama tiene razón cuando  dice: “Dadme la tortilla de patatas, el vino, el queso y el jamón y quedaos con la patria. Os la regalo”.
¡¡Asco de políticos de mierda!!