Log in
Sin imágenes

Política Social

Política Social

La gran mentira sobre el endeudamiento de la seguridad social

Todos los principios de año, desde 2011, nos enfrentamos a estadísticas, estudios y análisis sobre el envejecimiento de la población española, el imparable aumento –efectivo o previsible– de las pensiones y los pocos ingresos que recibe el Sistema Público de Seguridad Social.

  • Escrito por Victoria Portas
  • Categoría: Política Social
  • Visto: 1114

Pobreza en Canarias (III): y huérfanos, además de pobres

En esta tercera entrega de la serie sobre la pobreza en Canarias quiero abundar sobre el error continuado de un grupo de partidos, viviendo muy alejados de la realidad diaria de esa mayoría de gente pobre o en riesgo de pobreza que hay en Canarias, lo que se traduce en la existencia de una mayoría social huérfana de referentes políticos con los que identificarse y a los que votar cuando llegan las elecciones, perpetuando así la desigualdad tan obscena que soportamos casi como un endemismo más en esta tierra canaria.

  • Escrito por Eloy Cuadra
  • Categoría: Política Social
  • Visto: 870

Huelga de hambre y dignidad

El Estatuto de Autonomía de Andalucía, aprobado hace diez años, recoge en su artículo 23.2, el derecho a la renta básica que garantice unas condiciones de vida digna. Hablamos pues de un derecho de la ciudadanía y, por tanto, una obligación de los poderes públicos, que garantice, ni más ni menos, que una vida digna.

  • Escrito por Carlos Martínez y Paco Vega
  • Categoría: Política Social
  • Visto: 915

Anatomía de un suicida

A Fernando se le fue apagando cualquier resquicio de ilusión. Casado y con tres hijos adolescentes la crisis se ha cebado con él como con millones de españoles.

  • Escrito por Joaquín Hernández
  • Categoría: Política Social
  • Visto: 1104

Los presupuestos generales del Estado 2017

Los presupuestos generales del Estado 2017 : un suicidio político y un mayor austericidio social

Aunque se han intentado vender como los presupuestos de la recuperación económica, los actuales presupuestos generales del Estado llegan con regalos envenenados y nuevos ataques a las personas y colectivos más empobrecidos.