Log in
Sin imágenes

Memoriales Pedro Lezcano

  • Published in Cultura

Desde el Guiniguada

Este ha sido un año, amigos-as, importante para el     creador literario Pedro Lezcano Montalvo. Por supuesto también para sus familiares, sus hijos y hermanos, etc. También para los vecinos del municipio de Santa Brígida, Tatautey, y del resto de nuestras Islas Canarias. Al menos, los que nos preocupa el hecho literario, nos congratulamos de dicha designación. A Lezcano, como le conocíamos, se le ha propuesto, de alguna manera, como uno de los iconos, símbolos, en el día de nuestras Letras Canarias.

Como siempre, desde Santa Brígida se le ha realizado un memorial anualmente. Este último, el IX, ha sido una vez más motivado y gestionado por Nicolás Ángel Díaz. También han colaborado una nutrida serie de escritores de la Asociación de poetas la Arcadia, de otras asociaciones de escritores o a título personal tanto en Tatautey como en la sede de la Asociación del Cachorro Canario de Vegueta. A mí me ha tocado participar, casi siempre, como miembro de una asociación poética o a nivel particular. Este año, además, se han realizado otros recitales en el Club Victoria y en San Mateo. En este último han colaborado además de los poetas, el animador cultural Luis Pulido y la Concejalía de Cultura de dicho municipio.

Los méritos de Pedro Lezcano para recibir la designación para el Día de las Letras Canarias y los citados homenajes son poco cuestionables. Así los confirma su obra con su calidad literaria y los aspectos solidarios, que muestran a un ser humano preocupado por la libertad. Así tenemos sus poemas como el Romances del Corredera, La Maleta, Conseja de Paz, La paz condenada, etc. Estos poemas están entre los más populares, aunque su obra es bastante más extensa y variada. Así, incluso es un creador de obras de teatro, narrativa y canciones. Estas últimas musicadas por el grupo Mestisay, Olga Manzano y Manuel Picón… A nivel literario español, creo que no se le ha valorado suficientemente. Estoy casi seguro, amigos-as, que si se hubiera quedado en Madrid y hubiese realizado la obra que aquí creó, hubiese sido considerado un escritor más destacable en las letras españolas. Lo que dudo, compañeros lectores, es que en la capital de la metrópolis hubiese podido crear la obra que con su compromiso ha realizado en Canarias.

Son muchos los escritores que han enriquecido nuestras letras canarias e incluso las universales que hubiesen merecido que se les reconociera algo más. Entre ellos a Francisco Tarajano Pérez, considerado por muchos como el poeta del pueblo, y al que se le ignora desde las élites culturales y políticas. Existen también una generación,  especialmente de narradores, como son Luis León Barreto, Víctor Ramírez, Alberto Omar Walls, Emilio González Déniz, Víctor Álamo y otros más que necesitan, puede que de una mayor presencia y reconocimiento en nuestros círculos y eventos literarios. Luego han ido surgiendo generaciones posteriores que están adquiriendo nuevos protagonismos. Aparte de lo expuesto, pienso amigos-as, que existen cientos o quizás lleguen a algunos miles de escritores que desde el anonimato  dignifican y le dan la dimensión adecuada a nuestras Letras Canarias. Es importante no olvidarlos y tenerlos en cuenta y por qué no, reconocerles su labor, pues no solo de iconos vive la literatura.

Bueno, compañeros-as lectores, les quiero regalar unos versos que nos testó nuestro Pedro Lezcano (aunque viniera todavía niño desde Madrid): Pedro Francisco Ángel, / mayor de edad, de profesión sus cuitas, / dice necesitar certificado / de su existencia que termina. / Otrosí dice que ha tenido una infancia / en un lejano pueblo de Castilla…